La sincondrosis esfenobasilar (SEB). Protocolo Osteopático

LA SINCONDROSIS ESFENOBASILAR (SEB)

SEB Facilitación Terapeútica

Sutherland decía que la SEB era el yo de la persona.

El esfenoides y el occipital (huesos medianos) forman la articulación principal en la sincondrosis esfenobasilar de la base del cráneo. Ésta permanece como una unión cartilaginosa hasta los 25 años y a partir de entonces adquiere la elasticidad de hueso esponjoso.

Esta articulación presenta cierta convexidad en su superficie superior que se incrementa levemente cuando se flexiona. El movimiento de cada hueso mediano se produce alrededor de un eje transversal. Los demás huesos medianos del mecanismo son el etmoides, el vómer y el sacro; estos se mueven durante el ciclo bifásico en respuesta a la tracción o a la influencia de las membranas durales, que actúan en función del enrollamiento o el desenrollamiento del SNC y de la fluctuación del LCR.

Diferencia entre sínfisis y sincondrosis.

Sínfisis: articulaciones caracterizadas por su escasísima movilidad y porque la unión entre los dos huesos se efectúa por medio de un fibrocartílago. Cuando este cartílago llamado ligamento interoseo, cubre en toda su extensión las superficies articulares, la articulación correspondiente recibe el nombre de anfiartrosis verdadera, recibiendo el nombre de diartroanfiartrosis cuando presente en su parte central una hendidura más o menos desarrollada. Pertenecen a estas últimas la sínfisis del pubis y la sacroiliaca.

Sincondrosis: dícese de la sinartrosis con sustancia interpuesta cartilaginosa, esto es, las constituidas por dos superficies óseas unidas entre sí por un cartílago intermedio. Este cartílago está íntimamente adherido a una y otra de las dos piezas óseas. Como ejemplo de siscondrosis cabe citar la articulación del cuerpo del esfenoides con la apófisis basilar del occipital.

En la SEB Sutherland diferenció lesiones primarias y secundarias.

Las primarias tienen su origen en la propia articulación. Ha habido un traumatismo y necesitan un tratamiento en la propia SEB.

· Tensión lateral.

· Tensión vertical

· Compresión/Descompresión.

En las secundarias el origen de la lesión se encuentra fuera de la SEB pero afecta a su movimiento. El tratamiento debe aplicarse en el origen. Hay algo que afecta a la flexión-extensión.

· Flexión-Extensión

· Torsión

· Lateroflexión.

El esfenoides es importante porque está en contacto con todos los huesos de la bóveda. También es importante porque está en contacto con las membranas intracraneales. Por este motivo cualquier tensión en las membranas intracraneales alterará el esfenoides y al contrario también.

Destacar también la importancia de la SEB porque es el asiento de la hipófisis, de ahí su importancia en el sistema endocrino.

El cuerpo está sujeto a estrés y tensiones desde antes del nacimiento hasta la muerte. Las presiones y las fuerzas afectan al feto en vías de desarrollo, al recién nacido durante el parto y al individuo durante la infancia, la adolescencia y la adultez. Estas fuerzas producen distorsiones menores y mayores del cráneo que determinan tensiones en la sincondrosis esfenobasilar (SEB) Cuando se introduce una tensión, se compromete la eficiencia del MRP. El compromiso puede ser menor o mayor en función de su efecto sobre la salud de la persona.

LESIONES DE LA BASE CRANEAL SEÚN SUTHERLAND

(En orden creciente de gravedad)

1. Flexión

2. Extensión

3. Torsión

4. Lateroflexión

5. Tensión lateral

6. Tensión vertical

7. Compresión

ZONA NEUTRAL

La lesión se denomina por el lado de máximo movimiento, pero la lesión está del lado contrario. El lado de mayor movimiento es el lado de más llenado. Este llenado ayuda a la corrección.

Lo que nos va a interesar es si los tejidos aceptan este tipo de impulsión o no la aceptan.

Los test de movilidad nos van a dar una respuesta franca. Al contrario de lo que se cree las lesiones craneales se ponen fácilmente en evidencia porque el sistema obedece a la ley del todo o nada, es decir, que si se mueve es normal y si no, no se mueve en absoluto. Entonces no hay duda cuando sepamos conocer una lesión ya lo sabremos definitivamente. Este no es el caso para las otras partes del cuerpo.

La fisiología no puede ser pura. Para tener un movimiento puro necesitamos una simetría perfecta.

Si el occipital está bajo por el lado derecho, podemos entender que el esfenoides se adaptará a esta posición. Pero también el esfenoides avanza por el lado opuesto, es decir, que va avanzar por el lado izquierdo.

Existe un movimiento de lateroflexión del sistema. La rotación se hace por el lado derecho para los dos huesos, pero la lateroflexión se hace a la izquierda. Tenemos una escoliosis craneal a convexidad derecha.

Hay una concavidad izquierda y una convexidad derecha y una rotación derecha. Esto es fisiología y así somos.

Tenemos un occipital bajo a la derecha un sacro bajo a la derecha, una rotación derecha del occipital y una rotación izquierda del sacro.

Un avance del occipital a la izquierda que va a imbricarse dentro de la sutura para soldarla. Así es como somos todos y eso se llama lateroflexión rotación derecha esfenobasilar.

DATOS IMPORTANTES QUE HAY QUE RECORDAR

1. La articulación esfenobasilar es una sincondrosis (una barra cartilaginosa) que no tiene la tendencia de mantener las lesiones.

2. El ritmo craneal, pese a las perturbaciones que en él provoca una disfunción esfenobasilar, sigue manteniendo su ciclo normal de flexión y extensión.

3. La compresión y descompresión de la SEB intentará:

a) Poner de manifiesto todas las lesiones esfeno-basilares presentes en cada paciente mediante su evaluación y tratamiento

b) Normalizar el 90% de las disfunciones esfeno-basilares.

4. Cada disfunción esfeno-basilar se denominará tras someter a prueba su movimiento máximo en distancia o en tiempo. El lado que tiene mayor rango de movimiento es por el que se define: cuando la torsión del lado derecho es mayor que la del lado izquierdo se habla de disfunción en torsión derecha.

5. La normalización de cada disfunción esfeno-basilar se puede realizar estabilizando primero el occipital y movilizando el esfenoides en el sentido de su rango de movilidad máxima (la mencionada dirección de la disfunción), permitiendo así su liberación.

6. La normalización (liberación) ocurre cuando tratamos el sentido de movimiento de mayor amplitud llevándolo más allá de la zona neutral o línea media, apareciendo la sensación de relajación (ensanchamiento)

PROCEDIMIENTO

En el momento en el cuál el esfenoides va a empujar para volver a su posición fisiológica, es decir, que habría exagerado tanto la patología que esto no podría ser más posible, el cuerpo tiene una respuesta por el principio de la compensación y hace retroceder el esfenoides. Pero esto ocurre en dos o en tres tiempos. Hay que entender primero que el sistema es viscoelástico; un sistema elástico contesta rápidamente a la solicitación, es como si colocásemos un peso en un muelle, pero a este nivel hay muy poca fibra elástica. Entonces es la viscosidad la que nos interesa. La viscosidad es como si fuera un pistón lleno de aceite. Y la propiedad mecánica de la viscosidad en el cuerpo humano es la lentitud de ejecución.

A menudo durante este tiempo se crea un punto muerto. Quiere decir que el mecanismo de flexión y extensión se para cuando percibís este punto muerto, quiere decir que la normalización se está ejecutando, mantenéis la presión y os quedáis a la escucha porque sabéis que en poco tiempo vais a escuchar la respuesta.

No hay que tener prisa porque se puede crear un cierre del sistema y reforzar la lesión del esfenoides

Es muy importante saber que el cuerpo del otro es mejor que vosotros cualquiera que sea el valor de vuestras manos. La herramienta principal son vuestras manos mas el paciente. Con vuestras manos le dais indicaciones pero es el paciente el que hace el trabajo.

DISFUNCIÓN DE LA TORSIÓN
SEB Torsión
Eje anteroposterior

Es mejor visualizar tumbado, entonces es como el volante de un camionero.

El test se hace en la extensión; se induce el ala hacia abajo (los pies) primero y luego en la siguiente extensión se hace una inducción hacia mí del otro lado. Se observa la calidad del retorno, de qué lado ha ido más y se emplea la técnica indirecta. Es decir, se impulsa hacia donde más movimiento tenía y se mantiene ahí hasta que se relajan los tejidos. Luego se comprueba otra vez y se hace la técnica directa, empujando hacia donde estaba la restricción.

La lesión se nombra por el recorrido más amplio

A menudo son lesiones sacrolumbares.

LATEROFLEXIÓN

SEB Lateroflexión

Eje vertical

Vamos a pedir al esfenoides que se balancee a un lado y luego al otro en la extensión.

El lado en el que el ala mayor suba más hacia el techo es por el que se nombra la lesión

En la extensión se le pide al ala derecha que suba, y en la siguiente extensión al ala izquierda. En el lado que más ha subido se aplica la técnica indirecta es decir, se mantiene hasta que se relajan los tejidos y hay un deseo de volver. Luego pasamos a la técnica directa vemos como vuelve al lado contrario y si hemos ganado un 50% nos damos por satisfechos.

Cuando se combina el test hay que hacerlo en fase neutra.

La lateroflexión es una rotación de los dos huesos a la derecha con lateroflexión a la izquierda

A menudo lesiones sacrolumbares.

TENSIÓN LATERAL (LATERAL STRAIN)

SEB Strain Lateral

Eje vertical. Los dos giran en el mismo sentido

Lesión primaria que altera la flexión-extensión

La consecuencia en el RCS es importante. La propia unión de los dos huesos está alterada. Ha existido un traumatismo. Puede venir de la etapa intrauterina, ventosas, fórceps, etc.

En este caso hay un desencaje una dislocación.

Test: nos olvidamos del RCS. Invitamos al lado de mayor movimiento y esperamos rechazo.

Como el carro de una máquina de escribir

El tratamiento son técnicas directas en el sentido del movimiento facilitado, no hay que luchar contra la restricción.

TENSIÓN VERTICAL (VERTICAL STRAIN)

SEB Strain Vertical

Eje transversal

Lesión primaria

Sentido de rotación ambos iguales alterando la flexión-extensión normal.

Tenemos en cuenta el RCS

Test: como si abriéramos un cajón y como si cerráramos, moviendo el esfenoides y dejando quieto el occipital

Aplicamos técnica indirecta

En la flexión intencionamos hacia los pies

En la extensión intencionamos hacia nosotros.

COMPRESION

SEB Compresión

No eje, no rotación, no fle-ext

Lesión primaria. Hay que dedicarle mucho tiempo hasta que ceda.

Diferentes grados de la compresión

Mínima: afectado pero no bloquea al 100%

Máxima: afecta a todas las articulaciones de la SE

Técnica: indirecta. Comprimimos dejamos que resuelva y luego subimos al techo.

https://sites.google.com/site/craneosacralformacion/la-seb

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s